viernes, 27 de marzo de 2015

Difícil reto en el Joan Gamper

La Real Sociedad visitará el feudo del actual líder de la Liga, el Barcelona. El actual, y el que puede ganar, prácticamente, la Liga esta jornada. El equipo barcelonés está intratable, una campaña más, sacando una ventaja de once puntos al segundo clasificado. No hay duda que la Real tendrá que afrontar un reto complicado, pero guarda buenos recuerdos de la pasada campaña y por ello el domingo a las 12:00 la Real buscará dar la campana en el Joan Gamper ante las cámaras de Gol Televisión. 

Foto: @Alvaro1918
La esperanza perdura en la plantilla txuri urdin para hacer frente al mejor equipo de los últimos años. Nunca se olvidarán los dos empates logrados a domicilio ante el vigente campeón de Liga y de la Copa de la Reina. Y precisamente, en esas dos competiciones las txuri urdin lograron rascar un punto en las instalaciones deportivas de Joan Gamper. Y qué decir, la última vez que se vieron las caras. Zubieta disfrutó del derroche físico de su equipo, que en los minutos finales fue superado a consecuencia de la fátiga. El 0-2 no hizo justicia. 

Pero todos saben que para apretar al Barcelona hay que dar lo máximo, y aun así, eso no te asegura de sumar algo. Así es el fútbol. La calidad técnica del equipo dirigido por Xavi Llorens está a la vista. No hay más que mirar los resultados que han logrado esta campaña. Encima, en los últimos partidos parece que no echan, demasiado, en falta la ausencia de Vicky Losada -actualmente en el Arsenal Ladies- que ha sido una de las grandes protagonistas de esta exitosa plantilla.

Solo el Valencia ha sido capaz de vencer al conjunto culé, además en ambos enfrentamientos. Y fue considerado un hito. El último equipo en robarles puntos ha sido el Atlético de Madrid, que empato a uno ante el Barcelona. Es decir, solo el segundo y el tercer clasificado de la Liga han sido capaces de sumar ante el líder. Nadie más ha sido capaz de dar la sorpresa. Además, desde el 9 de septiembre de 2012 las blaugranas no perdían en su propio feudo, y fue el Valencia –el 24 de enero de 2015- quien acabó con esa racha. Anteriormente, el empate que cosechó la Real en Joan Gamper también fue significativo; puesto que, fue el primer equipo en lograr un punto en la temporada 2013-2014 –y, recordemos, a punto estuvieron de ganar-; y el segundo en hacerlo en un año y cuatro meses. No contentas con eso, repitieron el logro en el partido de vuelta de los cuartos de final de la Copa de la Reina, aunque no les permitió pasar de ronda a consecuencia de la derrota por la mínima en Zubieta (0-1).

Foto: @Alvaro1915
Lo de esta temporada será distinto –obviamente, en el fútbol cada partido es diferente-. No es que la Real llegue con malas sensaciones, porque en la derrota ante el Rayo Vallecano demostraron su fortaleza para sacar adelante un partido que se puso complicado ya para el minuto quince; si no que, cada batalla contra el Barcelona es difícil de superar. La Real solo ha ganado una vez en campo catalán, y fue en el 2007, el año que descendieron las blaugranas. Desde entonces, solo ha sumado dos puntos en competición liguera (en la temporada 2010-2011 y en la 2013-2014). La esperanza es lo último que se pierde –o eso se dice-, y Unai Gazpio ya sabe cuál es la fórmula ideal para hacer frente al Barcelona. 

La ilusión y las ganas de la Real de conseguir un logro en el Joan Gamper frente a las de las culés para proclamarse, lo antes posible, campeonas de Liga. Esos dos objetivos en juego el domingo a partir de las 12:00 en la Ciudad Esportiva Joan Gamper o mediante Gol Televisión.

AUPA ERREALEKO NESKAK!!!


miércoles, 25 de marzo de 2015

“Hemos hecho méritos para ganar”

Foto: Imanol Urkiri
 “Hemos hecho muchas cosas bien y, evidentemente, también hemos hecho alguna mal”. Así se expresó Unai Gazpio al término del encuentro ante el Rayo Vallecano. Los primeros quince minutos condenaron a una Real que no fue inferior, de ninguna manera, que el conjunto madrileño. Calificó como un partido completo, y es que las txuri urdin fueron capaces de generar muchas ocasiones como para, al final, sumar un punto. Pero esos tres goles que hizo el Rayo Vallecano nada más comenzar, convirtieron el partido en un reto difícil de superar. Gazpio consideró complicado que un rival haga tres goles en las tres primeras ocasiones, pero “nosotros hemos hecho algo más difícil, que con un 0-3 en el minuto quince haber hecho méritos incluso para ganar”. Y, cómo mínimo, para empatar, ante una situación “excesivamente dura y complicada”, expresó el entrenador. 

Ya era el tercer partido consecutivo en el que empezaban perdiendo. En los dos anteriores lograron el premio (ganar al Sant Gabriel y empatar en Huelva), pero la desventaja del domingo era aún más difícil de superar. Es por ello que Gazpio se mostró satisfecho con el trabajo realizado, a pesar del mal inicio, en el que el Rayo, prácticamente, sentencio el partido. 

Unai Gazpio valoró muy positivamente la actitud del equipo: “La gente ha estado muy bien de actitud, de trabajo, de lucha…”. No tenía nada que reprochar. Además, opinó que era el mejor partido que había visto en mucho tiempo. Además de la actitud, esa mejoría se debe al criterio a la hora de mover el balón. El domingo lo hicieron bien, y a causa de ello y de la pausa –que no suele ser fácil con una desventaja de tres goles- llegaron las oportunidades. “Y fíjate, haciendo todo eso bien hemos sido incapaces de sacar ningún punto. Eso es el fútbol”, subrayó. Continuando que hay que saber jugar tanto con el balón como sin él. “Y hoy, en los primeros quince minutos, no hemos estado acertados sin el esférico”, admitió el donostiarra. 

Aparte de que la clave estuvo en acertar o no, opinó que “la calidad tiene algo que ver”, añadiendo las indicaciones de cómo fueron los goles encajados. Reiteró que el tener esas jugadoras supone conseguir una renta de tres goles sin apenas hacer nada, “y quizá nosotras hemos tenido ocasiones más claras”, subrayó Unai Gazpio. 

Foto: Imanol Urkiri
Marina Agoües, por el contrario, se mostró más tajante: “Los primeros quince-veinte minutos han sido, la verdad, para olvidar”. Esas fueron las primeras palabras que lanzó la zarauztarra. Se notaba que no estaba nada contento con el resultado, aunque reconoció que a medida que pasaban los minutos supieron jugar de tú a tú. “Y se ha visto en el segundo tiempo. Hemos impuesto nuestro juego y nos ha faltado ese plus para conseguir los tres puntos”, recalcó. 

Al igual que el entrenador, Agoües destacó la facilidad goleadora del equipo dirigido por Torvisco. Aun así, admitió que en ningún momento bajaron los brazos, “porque de peores situaciones hemos salido”. Confiaban en poder sumar algo, y quizá por ello, la zarauztarra se mostraba apenada al ser derrotadas por el Rayo Vallecano. “Una pena y con una sensación de haber dejado escapar tres puntos importantes”, se lastimó. 

Pero eso no es suficiente para borrar la ilusión de poder hacer algo grande la próxima jornada. El domingo a las 12:00 la Real visita al mejor equipo de los últimos años: “El Barcelona es muy fuerte, está intratable y va a ser complicadísimo”, resumió Unai Gazpio. Pero en seguida rememoró los dos empates cosechados la temporada pasada, ambos en el Joan Gamper –uno en Liga y otro en el partido de la vuelta de la Copa de la Reina, a pesar de ser consciente de la dificultad que entraña repetir esa hazaña. Y cómo no, también utiliza de referencia el enfrentamiento de esta temporada. Que a pesar de no sumar ningún punto, mostró cualidades para hacer frente a uno de los poderosos de la Liga. El donostiarra, además, quiso recordar que las culés sacan una ventaja considerable al segundo clasificado, “y podemos aprovechar, quizás, ese exceso de confianza”. Sin hacer demasiado hincapié en ese asunto, Gazpio indicó que deben tomar como referencia este último partido, a pesar de la derrota, mejorando unas cuantas cosas y repetir las cosas bien realizadas. “Creo que la Real, a día de hoy, está perfectamente capacitada para ir a Barcelona y sacarse algo positivo”, concluyó el míster”.

Marina Agoües, por su parte, no quiso hacer referencia a la diferencia que hay entre el primer y el segundo clasificado. “Nosotras vamos a ir a lo nuestro”, dijo rotundamente. Sabe que va a ser difícil, puesto que les espera “el rival más fuerte de esta Liga” pero no por ello bajarán los brazos; y es que “el equipo cuando más ganas tiene es cuando se enfrenta a rivales como el Barça”.

AUPA ERREALEKO NESKAK!!!




lunes, 23 de marzo de 2015

"Quiero disfrutar por mucho tiempo"

Foto: Javi Urola
 Antes de nada, ¿cómo te encuentras?

En este tramo final ya estoy mejor, las sensaciones están siendo mejores en los entrenamientos. Aunque todavía tengo que coger ritmo. Pero el entrenar con el grupo ya es mucho para mí. Algunas veces suelo tener molestias en la rodilla, o incluso en otros sitios, porque al estar mucho tiempo quieta se te cargan otras zonas. Aun así, tengo buenas sensaciones. 

[Gozó de unos minutos en la pasada jornada, ante el Rayo Vallecano. Después de lesionarse el 30 de noviembre y tras pasar por quirófano, Maialen Zelaia estuvo cuatro meses fuera de los terrenos de juego. En el último año la donostiarra se ha convertido en una jugadora de mucho escarmiento, puesto que con la lesión del ligamento cruzado anterior de su rodilla derecha sufrió lo que no estaba escrito. Pasó catorce meses sin poder disfrutar con el balón en los pies, teniendo que volver más de una vez al quirófano. Todo eso ya ha dejado atrás y la tenemos de vuelta con la ilusión intacta y dispuesta a ayudar al equipo. Lo único, siente pena porque quedan muy pocas jornadas para que finalice la competición.] 

Después de sufrir tanto en la gradas, ¿qué sensaciones te ha dejado el equipo hasta ahora? 

Es verdad que desde la grada se sufre mucho –lo sabéis muy bien-. Yo creo que en esta segunda vuelta hemos jugado buenos partidos, sobre todo contra los equipos que se encuentran en lo alto de la tabla. Poco a poco las cosas están cambiando y debemos tener más tranquilidad con el balón. Pero los puntos están ahí, por lo menos hemos sumado más que en la primera vuelta. Contra el Sant Gabriel no jugamos nada bien, conseguimos sumar tres puntos, que era lo verdaderamente importante. 

Empezaste en buena forma la temporada, te convertiste en la clave del equipo teniendo más posesión del balón. Después de la grave lesión, ¿cambió tu forma de jugar? 

Desde siempre me ha gustado jugar tanto de delantera como de media punta. Al jugar detrás de la delantera tocas más balón y eso me encanta. Se suele tener más protagonismo en el juego. Pero cuando estaba cogiendo el ritmo a la competición, cuando estaba disfrutando, llegó esta última lesión. 

Foto: Javi Urola
Cuando te estabas recuperando, al quirófano. 

La lesión del ligamento cruzado anterior (LCA) fue muy largo y en ese tramo se aprende mucho. Por ejemplo, cómo llevar una lesión. Siempre he dicho que al principio me costó mucho. Y ya en el tramo final, te das cuenta que si lo afrontas de una manera, se lleva de otra forma. Que se lleva mejor, más “positivamente” (entre comillas, claro). Y al final, después de estar catorce meses lesionada, otros cinco-seis meses cogiendo forma, luego jugando al fútbol, disfrutando… Y otra vez, a operar. En ese instante te da bajón: “Otra vez?”. Pero, como te decía, esta última lesión lo he llevado de otra manera, y ya sabía que la recuperación iba a ser más corta, más fácil, quizás. He aprendido, por así decirlo, y lo he llevado mejor. Pero también he tenido momentos malos. 

¿Has sospechado que alguien te lanzó un ‘mal de ojo’

(Risas) He solido decir en bromas. Yo creo que mi madre piensa más en eso, a ver quién me está queriendo hacer daño. Pero son cosas que pasan. Durante estos años no he tenido, y se me han acumulado en un momento concreto. 

¿Has pensado alguna vez que era el final de tu carrera futbolística? 

Con la lesión del LCA ya lo pensé, sí. Durante diez meses me preguntaba si me iba a curar o no. Pero soy bastante terca y no quería terminar mi trayectoria de ese modo. Y con esta última lesión ni me he planteado dejar. Todavía tengo intención de seguir jugando y lo tengo que claro que quiero disfrutar por mucho tiempo; y no solo en tres meses. 

Recibirías muchos consejos. ¿Quién te ha dado el mejor? 

Es difícil saber cómo acercarse a una persona que está lesionada, es complicado encontrar palabras adecuadas. Pero es verdad que en este largo proceso ahí suelen estar las personas a las que más quieres, te ayudan y siempre tienen la palabra más adecuada o un abrazo. Y eso es de agradecer, porque esos gestos de apoyo son los que te refuerzan. 

Siempre he dicho que los padres son los que más sufren y son ellos los que te levantan en cada momento. Y luego los amigos, Tximist, el fisioterapeuta… Todos los que me ayudan en la recuperación. 

Foto: Imanol Urkiri
[Dejando a un lado la lesión –se le nota que ya ha hablado bastante durante estos meses- hemos charlado de los objetivos que tiene el equipo. Tras la derrota ante el Rayo Vallecano, todas las cábalas que hizo Maialen Zelaia no sirvieron de nada. Esperaba puntuar ante las madrileñas, para sí recortar distancias para la Copa. Ahora, a falta de seis jornadas –lo tiene bien contados- parece tarea imposible alcanzar el octavo puesto, que se encuentra a nueve puntos, pero ella mantienen esa mínima esperanza: “Aunque sea para jugar un partido más”. Sabe, muy bien además, que para lograr ese objetivo que tanto le ilusiona, tienen que sumar puntos en todos los partidos y junto con ello, se tienen que dar derrotas de los rivales directos.] 

Tras un mal inicio de la Liga, ¿no te satisfaría el estar simplemente en esa lucha, aunque no lograseis clasificar?

Por mi parte, no. Eso te genera impotencia. Porque, al final, eres consciente que en la primera vuelta no hemos hecho bien las cosas, no hemos sacado adelante los partidos y hemos sumado pocos puntos. Y yo creo que con el equipo que tenemos es posible, sin duda, estar ahí arriba. 

Entre noviembre y febrero, ¿no os ha ayudado la suerte o no la habéis buscado bien? 

Se comenta que la suerte hay que buscarla. Pero en mi opinión han afectado otros factores. Al estar necesitados de puntos, sin confianza, empezar ganando, te metes atrás y el recibir un gol es un varapalo. Y eso afecta en la cabeza, aunque seas consciente que estás haciendo bien las cosas, entrenando bien… Y no llegan los puntos. No es fácil para la moral. Que te pase en un partido, vale; pero en otro más, en el siguiente también, en el próximo… Y últimamente las tornas han cambiado: contra el Oviedo Moderno fuimos nosotras las que le dimos la vuelta, contra el Sant Gabriel también, y lo mismo en Huelva. Quizá sean los mismos puntos, pero que sea al revés te da más confianza. Y, por lo menos, por fin, nos ha tocado a nosotras. ¿La suerte? Al final, sucede por algo. 

¿Y cuándo ha empezado la verdadera mejoría del equipo? 

En esta segunda vuelta se nota la mejorías; sobre todo en la intensidad y a la hora de competir. A decir verdad, este equipo, normalmente, suele sacar mejores resultados en la segunda vuelta que en la primera. 

Tras competir tan bien contra el Barcelona, llegaron las derrotas contra el Sevilla y el Transportes Alcaine… 

Siempre se dice, y creo que todos los deportistas están de acuerdo, que algunos rivales te motivan más. Aunque no debería ser así, es la realidad. Cuando tienes en frente el Athletic, te genera más ganas. “¡Ey, es el Athletic!”, se suele decir. Y lo mismo pasa con el Barcelona. Es así. Sabes que tienes que dar lo máximo, más que en otros partidos, eso te da fuerzas, las compañeras se contagian y eso le da un plus al equipos. Luego, contra los rivales que son, a priori, más pequeños quizá salimos más relajadas. Piensas que vas a ganar más fácil, pero no es así. Y al final son esos partido en los que tienes que sumar puntos, por en los otros, lo normal, es no puntuar. ¿Qué tenemos que aprender? Pues sí. Pero es lo de siempre. 

Foto: Ane Urkiri
¿Puede ser que habéis notado la falta de las jugadoras más veteranas? 

Tenemos un grupo muy joven, y puede que, en alguna que otra ocasión nos haya faltado un poco de picardía, de experiencia. Pero yo creo que, aunque tenemos jugadoras jóvenes, ya tienen un poco de experiencia. Por ejemplo Nahikari, que llegó el año pasado pero ha jugado en otro nivel y ya tiene esa experiencia. A pesar de ser jóvenes, ya están cogiendo responsabilidades y se nota. Aun así, es verdad que muchas veces nos ha faltado el plus que dan las veteranas. 

La Real, como club, ya ha hecho algunas mejorías con el equipo femenino. ¿Pero has percibido alguna mejoría en la sociedad? 

Pienso que se ha mejorado. Todavía falta mucho para llegar a un cierto nivel, pero últimamente tenemos más eco en los medios. Aún más, con lo del Mundial. Las mujeres están –o estamos- demostrando que somos buenas deportistas, y tenemos que dar esos pasos entre todos, poco a poco. Tanto los medios, como las personas. Todo eso está en nuestras manos. 

¿No notas que los medios y los aficionados apoyan más en el caso de haber buenos resultados? 

Yo creo que eso pasa en todos los deportes, tanto en los masculinos como en los femeninos. Cuando el equipo va bien tienes más motivación para ir a ver. Te llama más la atención y te intriga ver su modo de jugar. Si va mal, en cambio, la gente se muestra más apática. 

Siguiendo con el Mundial, ¿la presencia en los medios de comunicación es algo puntual? ¿Se notará la mejoría en septiembre? 

No lo sé. Pero teniendo ahí el Mundial, aprovechando que se va a hablar más y que vamos a poder ver por televisión, yo creo que hay que continuar por ese camino. 

Hay que seguir, pero ¿se hará?

Lo veo difícil (entre risas)

El País Vasco es, quizás, donde se mueve más gente. Además, últimamente, la Federación Vasca está trabajando en ello. 

Aquí se están moviendo y ahí están esos partidos amistosos. Se dice que hay intención de organizar otro más en mayo, no lo sé muy bien, pero sí es así, muy bien. Son partidos muy bonitos, de los que sirven para apoyar y dar más fuerza al deporte femenino.



domingo, 22 de marzo de 2015

La Real acaricia el empate

La Real Sociedad ha estado a punto de remontar en un partido que se ha puesto muy cuesta arriba demasiado pronto. Sí, un domingo más las txuri urdin han empezado perdiendo. El Rayo Vallecano no solo se ha adelantado en el marcador, si no que resolvió, prácticamente, el partido con tres goles en los primeros quince minutos. Alexandra López, de penalti, Jade Boho y Cristina Sánchez “Sole” fueron las autoras de los goles. Pero no por ello respiraron tranquilas las madrileñas. Y es que Itxaso Uriarte marcó dos goles que pusieron en aprietos a las dirigidas por Torvisco. Aun así, los tres tantos de las franjirrojas fueron una losa demasiada pesada de superar. 

Foto: Ane Urkiri
Se esperaba un duelo de lo más interesante en el verde del z7. Dos equipos que necesitaban los tres puntos para seguir adelante con sus respectivos objetivos. Ambos equipos saltaron al campo portando una pancarta condenando el racismo. Pero lo que condenó a la Real fueron las tres imprecisiones de los minutos iniciales. Y parece increíble que antes del vendaval Nahikari García estuviese a punto de adelantar al equipo txuri urdin rematando de volea un centro de Aintzane que lo detuvo Alicia. Seguidamente, Jade alcanzó un balón largo y tocó lo suficiente para zafarse de la guardameta, aunque Mariasun no pudo evitar el choque, provocando el penalti. Ale López fue la encargada de lanzar desde los once metros y así adelantar a su equipo. Una vez más, a la Real le tocaba remar a contracorriente. Lo mejor era que quedaba todo el partido por delante. 

Sin tiempo para reaccionar, Jade volvió a lucirse. Controló con el pecho un centro lejano y con un par de toques se deshizo de las rivales, batiendo con elegancia a Mariasun. El partido no había hecho más que empezar y la Real tenía ya la desventaja de dos goles. Aun así, el equipo creyó en sus posibilidades e inquietaron a la zaga rival con dos disparos que no encontraron puerta. A pesar de la insistencia, aún no habían terminado las dudas. Y para más inri, el Rayo supo aprovechar el desconcierto de las locales para aumentar la ventaja. Jade envió un buen balón a Saray, que ya estaba en el área, y aunque la defensa intento tapar el centro de la media punta no fue suficiente para impedir que Sole rematase a placer. Un verdadero jarro de agua fría. Si ya de por sí el ambiente de Zubieta era frio, por el tiempo invernal, con el tercer gol todo se congeló momentáneamente. 

Un instante que fue, por así decirlo, de reflexión. En el que el equipo intentó jugar con cabeza, sin precipitarse. Y se puede confirmar que, de alguna manera, funcionó. Un disparo de Leire, que no fue entre los tres palos, fue el inicio de la mejoría de la Real. Aunque una conexión entre Saray y Marianela pudo convertirse en el cuarto tanto. Menos mal que el disparo de la argentina se fue alto. También se marchó por encima del travesaño, por muy poco, el chut de Itxaso que intentó aprovechar el rechace que causó el uno contra uno entre Nahikari y Alicia, en el que la guardameta hizo una parada brillante. Era imprescindible marcar un gol antes del descanso para así poder, por lo menos, puntuar. La Real persistió en su intento, sobre todo por la banda de Aintzane. Precisamente la capitana fue la protagonista del primer tanto. Su internada en el área, y posteriormente el tira y afloja que tuvo con Catalá, fue objeto de penalti –así lo indicó el colegiado. Itxaso Uriarte tomó la responsabilidad de lanzarlo. No falló la gasteiztarra y acortó distancias en el marcador. El gol encajado desestabilizó al conjunto vallecano. Muestra de ello el aviso que recibió Torvisco por parte del colegiado, y poco después la tarjeta amarilla mostrada a Catalá por perder tiempo. 

A pesar de ello, las madrileñas gozaron de otra clara ocasión de gol, que pudo ser el de la sentencia. Jade se hizo con un balón largo y, al ver a Mariasun fuera de lugar, intentó superar por alto, sin atinar de cara a puerta. Con la desventaja de dos goles se marcharon a los vestuarios, y lo mejor de todo era que no era la primera vez que las txuri urdin estaban en esa situación. Además, tenemos dos ejemplos muy recientes: contra el Sant Gabriel y contra el Sporting de Huelva. Precisamente eso era lo que mantenía la esperanza. 

Unai Gazpio lo vio claro y cambió de sistema nada más comenzar el segundo acto. Fue atrevido al poner tres defensas, puesto que una contra les podría haber matado. No fue así, en parte por la gran actuación de Ainhoa, que con su velocidad anuló cada acción de ataque de las visitantes. Así pues, las txuri urdin salieron decididas, ocasionando mucho peligro. Alicia, sin embargo, estuvo muy atenta para desbaratar cada acción; como el de Leire Baños, que envió un buen balón al área que atrapó la madrileña. La defensa también estuvo muy atenta para despejar un pase atrás de Nahikari que buscaba a Eguzkiñe. Pero el verdadero susto se llevó el equipo local cuando Mariasun no midió bien su salida, provocando un par de rechaces que se estrellaron en el cuerpo de las zagueras. 

Foto: Ane Urkiri
Ese toque de atención dio vida a las donostiarras. Muestra de ello, una bella jugada que finalizó Aintzane con un potente disparo. Ahí estaba, sin embargo, Alicia, para desviarlo con una gran estirada. Visto lo visto, Laura Torvisco dio entrada a Patricia Gudiel para reforzar el centro del campo, pero no le surtió efecto. La Real conseguía llegar con facilidad al área rival, con bonitas combinaciones. Pero hacía falta el remate, el maldito remate. No llegó a tocar nadie un centro-chut de Cirauqui, ni tampoco el pase de la muerte de Eguzkiñe –ambos tras pase de Nahikari-. La urnietarra tampoco estuvo fina al intentar controlar un balón largo de Ainhoa, que pudo haber ocasionado una buena oportunidad. 

Otro centro de Cirauqui a punto estuvo de resultar otra oportunidad fallida. Y es que tocó una defensora. Sin embargo, Itxaso Uriarte estuvo en el sitio adecuado para, de primeras, enganchar el balón y batir a Alicia. El gol de la gasteiztarra dio vida al conjunto txuri urdin, que creyó hasta el pitido final en la remontada. Y se pudo empatar. Es más, mereció puntuar la Real. Solo faltó el gol. Lo más importante en el fútbol. Nahikari tuvo dos ocasiones claras –una de ellas tras una jugada personal-, pero no acertó con el disparo. Una combinación brillante entre Nahikari, Leire Baños y Leyre Fernández acabó con un centro envenenado de la navarra. Leire Baños tampoco atinó con su disparo al recoger una dejada de Nahikari, ni Marina acertó desde fuera del área. Y la urnietarra erró en el último toque al coger un buen balón de Aintzane. Con ello, con la reaparición de Maialen Zelaia –tras cuatro meses de lesión- y con un detalle técnico de Leyre Fernández, terminó el duelo. 

Pudo haber sido una remontada, verdaderamente, heroica. Pero no pudo ser. El Rayo Vallecano, con sus tres acercamientos en los primeros minutos consiguió amarrar los tres puntos. Las txuri urdin pagaron muy caro las imprecisiones, aunque pusieron todo el empeño en rescatar algún que otro punto. Lo malo de esta derrota es que todos –o casi todos- los rivales directos han vencido a sus oponentes y con ello, la distancia de los puestos de descenso se ha acortado a cinco puntos y la Copa, actualmente, está a nueve puntos. El próximo fin de semana la Real tendrá que afrontar otro reto complicado: visitará el feudo del líder con la intención de sumar algo positivo. 

Ficha técnica: 

Real Sociedad: Mariasun; Gaste, Nerea (Ainhoa, min. 46), Ane, Sandra (Eguzkiñe, min. 46); Agoües, Leire B.; Aintzane, Itxaso (M. Zelaia, min. 73), Cirauqui (Leyre F., min. 76); Nahikari.

Rayo Vallecano: Alicia; Carreño (P. Gudiel, min. 54), Costa, Mendi, Catalá; Codonal, Alexandra; Marianela (Iris, min. 88), Saray (Lorena, min. 93), Sole; Jade. 

Goles: 0-1: Alexandra Lopez (pen.), min. 3; 0-2: Jade Boho, min. 5; 0-3: Cristina Sánchez “Sole”, min. 16; 1-3: Itxaso Uriarte (pen.), min. 30; 2-3: Itxaso Uriarte, min. 60. 

Árbitro: Azpilicueta Saldias. Amonestó a las locales Mariasun Quiñones y Leire Baños; y a las visitantes Ana María Catalá, Saray García y Patricia Gudiel.

AUPA ERREALEKO NESKAK!!!

Crónica y vídeo-resumen de la web oficial de la Real Sociedad (incluye declaraciones de Unai Gazpio y Mariuna Agoües)

viernes, 20 de marzo de 2015

Duelo ante un fuerte rival

La Real Sociedad tratará de encadenar ante el Rayo Vallecano su tercera semana consecutiva sin conocer la derrota. Las vallecanas visitarán las instalaciones de Zubieta el domingo a partir de las 12:00 y, por su parte, será un duelo con sabor a revancha, por lo que ocurrió en la primera vuelta. Las entrenadas por Laura Torvisco son sextas y querrán cerrar su clasificación copera lo antes posible. 

Foto: Javi Urola
Un domingo más el z6 de Zubieta acogerá un duelo de lo más interesante. Si hace dos fines de semana la Real consiguió una victoria agónica ante el Sant Gabriel, en esta ocasión tendrá que hacer frente a uno de los históricos del fútbol femenino: Rayo Vallecano. Es verdad que el conjunto vallecano ya no es lo que era, y aunque tiene en el palmarés tres Ligas y una Copa de la Reina, los problemas económicos le han llevado a tener que luchar por otros objetivos más “humildes”. El año pasado termino la competición regular en el cuarto puesto y llegó hasta las semifinales de la Copa, donde fue derrotado por el Barcelona. Esta temporada parece que ese cuarto puesto le queda un poco lejos al equipo dirigido por Torvisco (actualmente está a trece puntos), por lo que la clasificación a la competición del K.O. es lo que verdaderamente importa a las madrileñas. 

Ese era el principal objetivo también para las de Gazpio, pero varias circunstancias han llevado al equipo txuri-urdin a ir partido a partido. Ya han dejado los malos recuerdos en el olvido y parece que en este tramo de la competición el trabajo está dando sus frutos. El trabajo o la pizca de suerte que faltó al principio de la temporada. Y es que en los últimos partidos las donostiarras han conseguido sumar varios puntos gracias a la persistencia. Claro ejemplo de ello son los partidos ante el Oviedo en Asturias, contra el Sant Gabriel en casa, y el último en Huelva. Donde, tras ir con dos goles de desventaja al descanso, consiguieron al menos puntuar (2-2) gracias a los goles de Idoia Agirre e Itxaso Uriarte. 

Foto: Javi Urola
Esta campaña la Real ha logrado solo dos victorias a domicilio, y una de ellas –y la última- fue casualmente en el feudo vallecano. Esos tres puntos fueron durante tres meses los últimos que logró el conjunto txuri urdin, puesto que hasta el 22 de febrero no volvió a saborear la victoria. No fue una victoria cualquiera, ya que fue la primera vez que consiguió vencer al Rayo Vallecano. Las madrileñas nunca antes habían perdido antes las guipuzcoanas. Ese histórico dato se puede convertir en aún más importante en caso de ganar el domingo, puesto que en Zubieta nunca se ha impuesto el conjunto local. En dos campañas consecutivas el 1-1 se alió en el verde guipuzcoano, y aunque en la temporada 2009-2010 (en la segunda fase del campeonato) a punto estuvieron de sorprender al Rayo –que luego acabaría siendo campeón de Liga- pero al final los puntos se escaparon del campo z1 (3-4). Es decir, aunque Unai Gazpio no ha perdido nunca con el Rayo en los partidos de casa, en total la Real acumula cinco derrotas en su propio feudo y tan solo ha podido sumar en tres ocasiones. 

En este 2015 las franjirrojas han sumado dos puntos más que las txuri-urdin. No están consiguiendo mantener esa regularidad que pudieron tener en la primera vuelta, en la que acumularon hasta cuatro victorias consecutivas –casualmente tras perder contra la Real. En esta ocasión llegan a Zubieta después de perder 3-1 ante el líder de la competición, aunque anteriormente ganaron ante el Sporting de Huelva (2-1) y el Sant Gabriel (1-3). Dicho esto, el ex equipo de Cristina Pizarro “Chini” tratará de volver a la senda de la victoria en el verde de Zubieta, mientras que las locales intentarán encadenar una semana más sumando, y así poder escalar en la clasificación. Las txuri urdin deberán atinar de cara a puerta, puesto que no será tarea fácil hacer gol a un conjunto que ha encajado veintidós goles en veintitrés partidos.

AUPA ERREALEKO NESKAK!!!

Previa de la web oficial de la Real Sociedad (incluye declaraciones de Aintzane Encinas)


domingo, 15 de marzo de 2015

La Real suma un buen punto en Huelva (2-2)

La Real consiguió salvar los muebles tras una primera parte en la que el Fundación Cajasol Sporting fue superior en todo momento. Así lo demostró también el marcador, que indicó un 2-0 al término del primer tiempo. En el segundo, las txuri-urdin mejoraron las sensaciones y consiguieron remontar hasta lograr la igualada en el último momento. Idoia Agirre e Itxaso Uriarte fueron las autoras de los goles. 

Foto: Javi Urola
Ya comentábamos en la previa de la importancia de saber sumar en caso de no poder ganar. Hoy la Real ha vuelto a poner en práctica, y casualmente ante el mismo equipo. Ya en la primera vuelta, Gazpio hizo referencia a esa frase después de empatar a cero ante las onubenses. Pero seguro que el punto logrado hoy sabe mejor. Y es que tras una primera parte floja, las txuri urdin lograron, al menos sumar un punto. Y parecía tarea imposible, puesto que, aunque las locales tardaron en abrir la lata, la superioridad fue abrumadora. Martín-Prieto, Joyce o Anita tuvieron sendas oportunidades, pero no atinaron en su finalización. Sí, en cambio, en el minuto veinticinco, cuando la propia Martín-Prieto superó a todas las presentes y su cabezazo acabó dentro de las mallas. 

Las realistas no supieron reaccionar y las onubenses jugaron con cierta comodidad. Fruto de esa dinámica, y tras una brillante jugada de Virgy que lo remató, en primera instancia al poste pero que aprovechó el rechace para aumentar la ventaja al borde del descanso. El marcador indicando el 2-0 se marcharon ambos conjuntos a los vestuarios. 

Hacía falta reaccionar lo antes posible o se les iba a escapar el partido. Esa era la sensación que reinaba en La Orden –por parte de los visitantes-. Sin apenas un acercamiento a la portería defendida por Sara, había mucho por mejorar en el conjunto donostiarra. Y cambiaron las cosas. Lo primero de todo, fue dar un paso adelante e intimidar al equipo de Antonio Toledo. Una de las virtudes de la plantilla txuri urdin es el juego directo, dando protagonismo a las bandas, y fruto de ello Sandra ha gozado de la mejor ocasión hasta entonces, que fue desbaratada por Sara Serrat. La guardameta andaluza, sin embargo, no pudo hacer nada en el gol de Idoia, que apenas llevaba seis minutos sobre el verde. Nahikari realizó una buena jugada personal y fue la legazpiarra quién empujó a la red. 

Foto: Javi Urola
Ese tanto reavivó al Sporting de Huelva, y pudieron sentenciar el encuentro. Virgy envió un disparo al poste, ya superada Mariasun, y Martín-Prieto no pudo recoger el rechace. Y hasta gozaron de un mano-mano, pero el disparo de Anita no fue suficiente para sorprender a la cancerbera guipuzcoana. Así pues, la Real seguía viva en el enfrentamiento. Y las onubenses lo pagaron caro el no saber cerrar el encuentro. Y es que, una falta botada por Itxaso no atajó Serrat y el balón se coló en la portería. Una vez más, un gol en el último suspiro sirve para que la Real siga sumando. 

Con este punto no varía mucho la clasificación. La Real baja un puesto, por el triunfo que obtuvo el Santa Teresa ante el Oviedo Moderno (1-2). Y tras la victoria del Santa Teresa, ahora el descenso se encuentra, también, a ocho puntos. El próximo domingo a las 12:00 las txuri-urdin recibirán la visita del sexto clasificado, el Rayo Vallecano; que esta jornada no pudo sorprender al Barcelona (3-1). El Fundación Cajasol Sporting, por su parte, visitará al farolillo rojo de la clasificación: el Sevilla. 

Ficha técnica:

Sporting Club de Huelva: Sara Serrat, Elena Pavel, Sandra García, Emma Marqués, Anita Hernández, Joyce Magalhaes, Cristina Martín-Prieto, Virgy García, Patri Gaviria, Sandra Castelló, Jenny Benítez (Andrea Garrido, min. 76). 

Real Sociedad: Mariasun; Gaste, Nerea (Leire B., min. 56), Sandra, Ainhoa; Itxaso, Marina (Idoia, min. 63); Aintzane, Uxue (Leyre F., min. 56), Cirauqui (Eguzkiñe, min. 63); Nahikari. 

Goles: 1-0: Cristina Martín-Prieto, min. 24; 2-0: Anita Hernández, min. 44; 2-1: Idoia Agirre, min. 69; 2-2: Itxaso Uriarte, min. 86 

Árbitro: Hidalgo Márquez. Amonestó a las locales Sandra García y Jenny Benítez; y a la visitante Marina Agoües.

AUPA ERREALEKO NESKAK!!!


viernes, 13 de marzo de 2015

A seguir por la senda de la victoria

La Real quiere seguir con su particular escalada en la clasificación y para continuar en la misma línea –o, al menos, para no bajar posiciones- tendrá que vencer en los Campos Federativos de La Orden al que es, actualmente, su rival directo: el Fundación Cajasol San Juan. En caso de vencer, se colocaría con tres puntos menos que las onubenses aunque no lograría ascender ningún puesto. Sin duda un buen aliciente para seguir luchando por algo más que mantener la categoría. 

Foto: Javi Urola
El domingo a partir de las 12:15 el campo de La Orden recibirá a dos conjuntos que han sumado los mismos puntos en este 2015. Tanto el Sporting de Huelva como la Real han logrado nueve puntos en este nuevo año. Y mientras a las txuri-urdin estos puntos les ha acercado al octavo clasificado, las andaluzas se han mantenido con cierta regularidad, cerca de la Copa o hasta en los puestos que dan acceso a la competición del K.O. Es por ello, que las de Gazpio consideran una final la de este domingo. Y es que, tras estar media temporada pendientes de los puestos de descenso, pueden acabar la jornada a tres puntos del noveno clasificado y a seis puntos del octavo. 

Casualidad o no, el Fundación Cajasol San Juan, que cada año hace un gran esfuerzo económico, y la Real se vuelven a enfrentarse cuando más cerca están. Solo un puesto separa a ambos conjuntos. Lo mismo ocurrió en el duelo de la primera vuelta, aunque en aquella ocasión estaban aún más igualados, ambos con siete puntos. Desde aquella vez, desde ese empate a cero en Guipúzcoa, está claro que las estadísticas de las onubenses y las donostiarras han sido dispares. Las andaluzas mejoraron sus números, encarrilando una racha de cinco jornadas sin perder; mientras que la Real sufrió un bache. A pesar de alargar la buena racha durante dos jornadas más, llegó un momento en el que las txuri urdin se olvidaron del sabor de la victoria. Y es que acumularon nueve jornadas sin ganar. 

La Real llega a Huelva tras ganar in extremis al farolillo rojo de la clasificación. En caso de haber perdido ese encuentro, las de Gazpio afrontarían este viaje de otra forma. Pero, a sabiendas, que el Fundación Cajasol San Juan ha perdido sus dos últimos compromisos –uno además, sufriendo un duro correctivo por parte del Barcelona (7-0)- las donostiarras llegan con ganas de traer los tres puntos a Guipúzcoa. Conocemos la dificultad que tiene de la Real para hacer gol, aunque en los dos últimos encuentros de Zubieta han mostrado una clara mejoría, y parece que tanto Nahikari García como Eguzkiñe Peña ya han recuperado el olfato del gol, y con ello han llegado las victorias. En esta ocasión tendrán que superar a la guardameta Sara Serrat, que hace poco se ha incorporado a la selección española absoluta, y que en verano, junto con Leire Baños, Nahikari García y María Díaz Cirauqui, se proclamó subcampeona de Europa sub-19 en Noruega. 

Foto: Javi Urola
La trayectoria de ambas entidades en Primera ha sido muy pareja, cada temporada acababa con onubenses y guipuzcoanas separados por tan solo un puesto, y el destino ha querido enfrentarlos, una vez más, en esa misma situación. Unai Gazpio no sabe aun lo que es perder en Huelva. Tanto la temporada pasada como hace dos campañas las txuri urdin se impusieron a domicilio con idéntico resultado (0-1). Y es más, el míster donostiarra nunca ha perdido contra el equipo de Antonio Toledo, y fue el primero en lograr una victoria en tierras onubenses dirigiendo a la Real. El empate cosechado en la actual temporada priva a Gazpio de tener una trayectoria sobresaliente ante las onubenses. Pero también hay que saber empatar cuando no se puede ganar. Eso mismo dijo el entrenador txuri-urdin al termino del duelo ante el equipo dirigido por Toledo. En total las donostiarras han perdido una sola vez en Huelva, y fue en la temporada 2008-2009 (3-0). Los números en tierras onubenses lo completan tres empates y dos victorias. 

Este duelo directo puede ser trascendental para lo que resta de temporada. Puede suponer que la Real se enganche a poder lograr lo que, a priori, era su objetivo principal; o que tenga que conformarse en luchar por quedar en la mejor posición posible. Los tres puntos que estén en juego en La Orden también suponen de gran importancia para las locales. En caso de obtenerlos y si el Oviedo Moderno llega a perder en su compromiso, las onubenses quedarían con los mismos puntos que las asturianas, que actualmente son las que marcan el acceso a la Copa. Por lo que se prevé que sea un duelo de mucho calibre. 

AUPA ERREALEKO NESKAK!!!


Previa de la web oficial de la Real Sociedad (incluye declaraciones de Eguzkiñe Peña)